Los docentes maestros orfebres de la escuela Metallo Nobile

Docente de diseño de joyas Docente maestro orfebre Maestros de la escuela de orfebrería Docente curso de orfebre Docente maestro orfebre Docentes de joyas

Los maestros orfebres de la escuela

Los docentes titulares de los cursos cuentan diariamente con la ayuda de los asistentes especializados en cada técnica. Los asistentes desempeñan también un trabajo importantísimo de mediación lingüística allí donde sea necesario, pues hablan inglés, francés, español, alemán, ruso y japonés.

Nuestros docentes y asistentes se caracterizan por un rasgo común: la gran capacidad de comunicación y de transmisión de su saber hacer, adquirido en muchos años de experiencia de trabajo y de aula. Pueden infundir en los estudiantes la conciencia de los temas relacionados con la realización y fabricación de las joyas, de los problemas estéticos y formales de la vestibilidad, de la evolución de los estilos y los vínculos de mercado y de los clientes en general. Los ayudan a encaminar sus decisiones tanto basándose en la predisposición hacia una técnica u otra como en la evolución del mercado.

En la escuela reina una atmósfera de gran colaboración y disponibilidad.

Para todos, esta última condición representa un elemento indispensable en el proceso de aprendizaje.

 

 

Entrevista con los enseñantes de la escuela de joyería

Tipos de alhajas en el Trescientos

Las alhajas las utilizaban hombres, mujeres y niños. Para estos últimos se fabricaban adornos utilizando vidrios de colores en lugar de gemas.

Los señores nobles utilizaban vainas de espadas, espuelas, cinturones y hebillas. Las señoras, broches, collares, pendientes y brazaletes.

En los últimos años del Trescientos, mientras se difundía la moda de acentuar el escote de los vestidos, también se hizo frecuente el uso de collares con colgantes.

En este período, la joya más frecuente es el broche, formado casi siempre por un anillo con alfiler central cuya función era sostener la capa.

Florentine goldsmith's art

Piero della Francesca,
particular del retrato de Federico da Montefeltro
y su mujer Battista Sforza, 1465-66.

 

Otro producto de orfebrería muy utilizado por hombres y mujeres era el cinto, con decoraciones, hebillas y tachas de plata.

Los anillos se llevaban en todos los dedos de la mano, incluido el pulgar. Para el compromiso y la boda se utilizaba un único tipo de anillo, que durante la ceremonia se colocaba en el tercer dedo de la mano derecha de la novia.